Canal RSS

DESPUÉS DEL MUNDIAL SUB 20

Publicado en

Acaba de disputarse un nuevo Campeonato del Mundo de fútbol sub-20 y es ocasión para efectuar algunas reflexiones que trascienden a este torneo, así como al fútbol mismo, que como ya hemos dicho muchas veces es la caja de resonancia de nuestra sociedad.

PLANTEL-COREA-DEL-SUR-2017

+

La Selección uruguaya arrancó con una muy buena actuación demostrando además que siguen surgiendo jugadores de categoría. Que después concreten lo que insinúan, efectuando una brillante carrera o no, es otra cosa. Hay una gran cantidad de ejemplos de jugadores que la descosieron en las selecciones juveniles y después no llegaron a nada, o que se quedaron en menos de lo que parecían prometer. Por otra parte esta selección jugó, o pretendió jugar, por lo menos en los primeros partidos, un fútbol diferente al de la mayor, con un empeño en tocar la pelota, salir jugando y sobre todo preocupándose de dar buenos pases. En el partido inicial contra Italia Uruguay tuvo mayor posesión de pelota que su rival, algo muy raro en una selección uruguaya y la cantidad de pases bien hecho que efectuó no es algo que se vea muy seguido en un equipo que vista camiseta celeste y pantalones negros. La comparación con la mayor – especialmente en estos momentos en que urge un recambio generacional – es inevitable. Mientras los sub20 de Uruguay insinuaban  algo diferente, la selección de Tabárez dio dos pobres exhibiciones de “identidad futbolística”. jugando dos lamentables partidos amistosos contra Irlanda e Italia que nos vapulearon sin levante. No estoy diciendo con esto que los juveniles tengan que sustituir a los mayores o que tiene que entrar Coito en lugar de Tabárez. Como dijo el propio Maestro, no es lo mismo jugar un mundial juvenil que una eliminatoria y, por otra parte, Coito también mostró sus limitaciones. Pero lo que queda de todo esto es que es posible jugar a otra cosa (lo cual en este contexto significa jugar, por lo menos, a algo). Y para anticiparme a lo que muchos incondicionales del fútbol chatarra ya van a decir, les aclaro que a esta selección le pasó lo que frecuentemente le ocurre a nuestros equipos en esta categoría: empiezan jugando los primeros partidos muy bien y poco a poco se van quedando, volviendo al tradicional estilo de fútbol del proceso. En otras palabras, no fue culpa del estilo de juego más sutil que intentaron desarrollar el que no pasáramos de las semifinales.  En todo caso, podríamos echarle la culpa de no haber llegado más lejos al  abandonar el estilo que había insinuado al principio, sea porque los jugadores no estaban preparados para seguir haciéndolo, sea porque en definitiva Coito, cuando los otros equipos le agarraron los puntos a Uruguay y salieron a presionarlo de entrada se quedó sin plan B y decidió finalmente apostar al clásico estilo del proceso, dejándose de aventuras. Queda con esta selección un sabor agridulce. Por un lado saber que estos jugadores pueden jugar a otra cosa, por otro lado queda la sensación de que – me refiero al estilo de juego – el equipo quedó a mitad de camino.  Para jugar a esa “otra cosa” se necesita tener alternativas para cuando el contrario intenta neutralizar nuestro juego, una vez que nos agarran la onda, como efectivamente pasó. De lo contrario, se termina en lo de siempre: el pelotazo y el confiar en alguna pelota quieta. Y si se hace un gol poner la bañadera. No es para cualquier técnico jugar de una forma innovadora . Y espero que el hecho de que Uruguay no haya llegado a la final no sea un argumento para que no se vuelva a probar con este estilo y entonces insistir con el juego chatarra de nuestra selección mayor, con la excusa de que es el sello que identifica a los jugadores uruguayos y que no podemos jugar diferente. El viejo cantito de que Uruguay nunca va a jugar lindo. Y hasta muchos dirán que eso está en los genes de nuestra raza. (no exagero, al periodista Julio Ríos le he oído decir cosas por el estilo).

También este campeonato sirvió para que salieran a luz muchos de los reflejos de conservadurismo o estupidez tanto de periodistas deportivos como de muchos hinchas.

En el programa Punto Penal, y luego del partido de la selección contra Italia, vi a Julio Ríos y al entrenador Rosario Martínez sostener un diálogo en el que daban muestras de no  estar demasiado conformes con el estilo de juego que había desplegado la selección juvenil. Para Rosario Martínez “la mejor forma de defender es defender y la mejor forma de atacar es atacar”. Aparentemente la polifuncionalidad de los futbolistas de hoy no le atrae demasiado. Entre los dos se quejaban de que esta selección no tenía “raspadores” y afirmaban que el fútbol uruguayo debía mantenerse fiel a sus tradiciones. Estas ideas, por supuesto no son nuevas. De hecho el técnico Martínez ya las había expresado. En esta entrevista, por ejemplo:

Rosario es de los que defiende a rajatabla la identidad del fútbol de cada país. “Lo que dijo Lasarte lo sostuve yo durante mucho tiempo: hay un facilismo bárbaro, todos quieren jugar como el Barcelona y piden que en 15 minutos los equipos uruguayos tengan el mismo juego. Y esta historia del Barcelona empezó en el ’72… siguió con la escuela holandesa….
Lleva más de 40 años, pero acá parece que hay que hacer magia en un par de semanas. Y es un tema que me preocupa: lo viví después del Mundial del ’74. Uruguay perdió el rumbo. Todos decían que había que cambiar, que había que modernizarse, que había que imitar a los europeos, que esto… que aquello y terminamos quedando afuera del Mundial de Argentina en el ’78, donde nos esperaban todos con los brazos abiertos, y del Mundial de España en el ’82, una copa de habla hispana donde Uruguay iba a ser gran animador. En esos años no sabíamos a qué jugábamos, ni a lo que queríamos jugar. Por suerte, la selección está representada por Tabárez que tiene espaldas anchas y está por encima de cualquier opinión. Hay que mantener la identidad, cuando perdimos la identidad, quedamos afuera de dos mundiales. Y temo por lo que pueda pasar en el 2022 y en el 2026. Lo digo con la mano en el corazón, ojalá la selección no caiga en manos de un entrenador permeable a las críticas ni a lo que digan los medios, ojalá… hoy estamos bien representados y vamos por buen camino. Sabemos a lo que jugamos, y esa es la clave”. http://www.ovaciondigital.com.uy/futbol/rosario-martinez-tabarez.html

No cabe duda que lo que opina este Salmón es bien distinto a lo que opina Don Rosario. Ciertamente no sé si al Barcelona le llevó 40 años cambiar su estilo de juego y no me voy a poner a discutir sobre algo que no sé, pero sí sé que la selección española durante mucho tiempo mantuvo un estilo basado en la “furia española” que nunca le sirvió para nada, hasta que en algún momento no demasiado lejano en el tiempo sufrió un proceso que le llevó a cambiar radicalmente su juego al punto que terminara siendo durante unos cuantos años el mejor equipo de Europa y del Mundo tal cual demostrara en el mundial de 2010 y en las Copas de Europa 2008 y 2012.  Y si Barcelona cambió su estilo de juego basado en la escuela holandesa me pregunto cómo hicieron los holandeses para cambiar su estilo de juego, ya que su fútbol fue inexistente hasta que asombraron al mundo en 1974. Hay muchos ejemplos de selecciones que se tomaron en serio el objetivo de transformar y mejorar su juego y lo han logrado (sin ir más lejos los juveniles de Venezuela que nos acaban de eliminar). El  mismo Brasil ha ido adaptando su estilo luego de cada fracaso, reinventándose permanentemente. Y por supuesto que nadie pretende que en dos semanas los equipos uruguayos puedan lograr milagros cambiando su estilo de juego. Tampoco se pretende que jueguen como el Barcelona. Pero sucede que no hace dos semanas que Tabárez está al frente de la Selección. Hace 11 años y con una estabilidad del plantel de jugadores pocas veces vista en Uruguay.  A continuación Rosario Martínez efectúa unas consideraciones que están totalmente erradas. Afirmar que luego del año 74 la selección uruguaya perdió el rumbo y que se quedó fuera de los mundiales por tratar de imitar lo que se hacía en Europa es una falacia total. Justamente al desastre del año 1974 se llegó por querer preservar el tradicional estilo uruguayo, de forma impermeable, tanto a los cambios que se venían experimentando en el resto del mundo, como a la evidencia de que antes del 74 ya hacía tiempo que no llegábamos a ningún lado,  tratando de ganar simplemente con la sobrevalorada garra, los nombres de los jugadores y la improvisación (el famoso “nos juntamos 5 minutos antes en el avión”). Decir que “en esos años no sabíamos a qué jugábamos” (¿no era que jugábamos a imitar a los europeos?) es cierto. Pero tampoco lo sabemos hoy. La reversión parcial de nuestro ciclo negativo ha sido debido a muy buenos jugadores que hemos tenido,- acostumbrados, en su mayoría, al estilo de juego de los europeos, diferente a nuestra tan famosa como inexistente “identidad” –  a una mejor organización y disciplina (aspectos estos últimos en que el Maestro Tabárez ha tenido su gran mérito) y a una buena dosis de suerte.  Pero jugar con un estilo futbolístico definido difícil. Más allá de algunos logros indiscutidos que ha obtenido, la selección no juega a algo definido: revienta la pelota, no se hacen dos pases bien seguidos, se apuesta a la jugada de pelota quieta, al pelotazo, a destruir, pero la creación es escasa. Y así hemos jugado en los últimos 50 o 60 años, esa es precisamente nuestra identidad, la que la mayor parte de las veces no nos ha llevado a nada.  “Hay que mantener la identidad, cuando perdimos la identidad quedamos afuera de dos mundiales”. No; para empezar quedamos afuera de unos cuantos mundiales más, y en los que clasificamos, hasta 2010, tuvimos resultados totalmente mediocres; pero si los resultados fueron malos esto ocurrió por jugar mal, por haber tratado de mantener eso que llamamos identidad, no por intentar cambiarla.

Luego del partido con Portugal, donde Uruguay no repitió su buen juego,  algún periodista deportivo deja deslizar sutilmente su irónica crítica al juego de la sub 20.: http://www.ovaciondigital.com.uy/futbol/jose-mastandrea-opinion-arco-137.html

Muchos creyeron que esta Sub 20 de Uruguay era “de otro planeta”, que había surgido poco menos de la escuela del Barcelona, que no tenía el estilo ni seguía la identidad del fútbol uruguayo…..Empezó muy bien, con fútbol al ras del piso, con pelota jugada desde el fondo, sin volantes de contención definidos pero con dos buenos pasadores en el medio. Ganó con luz en cancha pero no en el marcador ante una siempre difícil Italia. Después, el camino que recorrió fue otro, con mayor exigencia (lesiones y bajas de por medio) y ante rivales que se plantaron de otra manera en el campo. Pasó la primera ronda, dejó por el camino a Arabia Saudita (con lo justo) y ayer defendió el empate con alma y corazón. Bien a lo Uruguay. No tuvo la pelota, no jugó mejor, pero ganó

“No jugo mejor, pero ganó”  y  todos contentos porque la sub20 recuperó el estilo del fútbol uruguayo: jugar mal y …… a veces …. ganar.  Está muy bien ganar algún partido jugando mal.  Y si ese partido sirve para lograr una posición importante a quién le importa que se haya jugado mal. Sólo que no se puede celebrar que éste sea el estilo de un equipo. Son cosas diferentes. Si se juega mal, se podrá ganar algunas veces, pero lo más probable es que se termine perdiendo como le está pasando en la actualidad a la selección mayor. Y como le pasó a la sub20 en el partido de la semifinal. Y cortemos con ese mito absurdo de que Uruguay juega mal pero gana. Uruguay juega mal, y a veces gana, pero la mayor cantidad de las veces que juega mal termina perdiendo, a veces estrepitosamente, como con Brasil en el partido reciente de la eliminatoria, por ejemplo.

Pero bueno, en el fútbol, como en otros aspectos de la sociedad, somos conservadores, penalizamos la innovación y el talento, preferimos el garroneo y las cosas hechas a las patadas antes que la búsqueda de la excelencia. Sinceramente, cuando en el primer minuto del partido ante Portugal Valverde intentó salir jugando delante del área y perdió la pelota, lo cual dio origen al primer gol de los lusitanos, pensé que eso le iba a dar pie a los periodistas más conservadores para caerle al estilo de juego de selección sub 20 de salir jugando en lugar de reventar la pelota.  Salvó la situación el hecho de que Uruguay terminó clasificando y que el autor de la desgraciada jugada fue el nene mimado de la selección, Valverde, en quien se  tienen puestas (y justificadamente) tantas esperanzas.  Pero cuidado, si el futbolista en el futuro cuando llegue a su madurez no llega a ser el excepcional jugador que promete o aún siéndolo no llega a salvar a la selección en algún trance delicado o conducirla a algún triunfo épico , es muy probable que sobre él caigan las más ácidas críticas de quienes pueden perdonar y justificar a un jugador que se hace echar por dar patadas, pero que son totalmente intolerantes con aquellos que son habilidosos cuando no llevan a los logros que se esperan. En el pasado está el ejemplo de Francescoli, un gran jugador, cuestionado e incluso despreciado por buena parte de los uruguayos quienes no le perdonaron que su habilidad no hiciera milagros. Según dicen, en su momento también Schiaffino fue muy cuestionado por nuestra parcialidad, por su juego exquisito, cerebral y técnico, mientras – al igual que pasó con Enzo en Argentina – fue ídolo total en Italia.

Otros de nuestros aspectos más característicamente sombríos que desató este mundial ocurrió cuando la FIFA pidió explicaciones por un festejo que hizo el jugador Valverde en el segundo gol de Uruguay contra Portugal consistente en “rasgarse” los ojos;  según dijera posteriormente, como forma de homenaje a un amigo suyo apodado “El Chino”, pero que fuera interpretado por los coreanos como un gesto racista. También se preguntó por una foto que los jugadores se habían tomado en los vestuarios en la cual hacían el gesto de llevarse un dedo a las sienes en un gesto que indica locura (según ellos significaba que con la clasificación estaban viviendo una locura). La actitud de la FIFA no merece demasiados comentarios, salvo para marcar los extremos paranoicos a los cuales ha llegado la corrección política sin límites. Sólo de esa forma se explica tamaña estupidez.  Pero también fue paranoica la reacción de buena parte de los hinchas uruguayos que terminan viendo en este tipo de actitudes de la FIFA (que en definitiva terminó ahí y no generó ningún efecto contra Uruguay) la clásica conspiración de la cual nuestro país es permanentemente víctima. Lo cual además se ve contaminado por el hecho de que en el partido Uruguay – Japón una vez más las autoridades volvieron a confundir nuestro himno y pasaron otro. Así, en las secciones de opinión de los lectores de Diario el País o en twitter  encontramos todo tipo de comentarios en los que  salen a relucir todos nuestros complejo de víctimas y nuestro ombliguismo: http://www.ovaciondigital.com.uy/futbol/fifa-notifico-uruguay-racismo.html

Es más que obvio que a la FIFA no le sirve que Uruguay llegue a la final de la mundial. Tanto joden con Uruguay que esto que aquello que discrimina por un festejo. Me pregunto y las quejas de AUF a FIFA por la falta de respeto a nuestro país emitiendo cualquier himno para cuando.(Nando 819)

Claro si veo que Italia e Inglaterra (siempre detrás de las chanchadas para ganar y patear a Uruguay), juegan semifinales. Ja ja. Ni siquiera disimulan. Ya quieren matar a Uruguay antes de jugar por las dudas. Son miserables anti deporte (nanynany)

Esa manga de LADRONES del Primero al Ultimo no quieren a URUGUAY porque de el no pueden llenar sus BOLSILLOS ya que somos muy pocos. Es una caterva de INMUNDICIAS LADRONES CON PATENTE. (Devuelvan la bandera)

el tema es que para la FIFA no es negocio que Uruguay un país de 3 millones esté entre los mejores cuatro.
si gana cualquier otro país lo van a ver mas personas por televisión.
entonces nos van a seguir buscando la quinta pata.
atento con los árbitros.
(bj0318)

La FIFA siempre va a estar para sancionar a Uruguay.(cuchufleta)

Hay que ser vivos muchachos… Uruguay molesta, pierden plata con nosotros! Cualquier cosa la van a usar de escusa para cagarnos.
En Corea haciendo ojitos chinos puede caer mal…. a avivarse!!
(solo_con_educación)

ABSOLUTAMENTE DE ACUERDO VAN A BUSCAR CUALQUIER PRETEXTO PARA SACARNOS NO GENERAMOS GANANCIAS SOMOS POCOS (joselochichet)

LA FIFA NOS FIFA Y ESO NO ES DE AHORA, AHORA LO QUE LE DUELE QUE UN PAISITO DE 3 MILLONES LES ROMPA LOS HUEVOS EN LOS MUNDIALES.
LA VERDAD ES QUE DAN ASCO, YA NO PODES NI FESTEJAR LOS GOLES.
EL FUTBOL SE LLENO DE BLANCONEGROSAMARILLOSJUDIOSMUSULMANES DE MIERDA. RACISTA ES EL ESTÚPIDO QUE HACE ESTE TIPO DE DENUNCIAS
(Pesca2)

A los ladrones de FIFA no les conviene que gane Uruguay. Esto es creado en un escritorio. Siempre tenemos que ganarle a los contarios y a la propia FIFA. Ellos son ladrones internacionales, mafiosos, pero hacen lo que quieren con los deportistas por sus propios fines. (nanynany)

 

La estrechez de mira de estos comentarios ya la he analizado en otros posts. Simplemente reiteraré un solo argumento:  el negocio de la FIFA no es sólo ganar dinero con la televisación de los partidos (que dicho sea de paso no sé cuánta gente en el mundo ve el mundial sub20), sino también promocionar jugadores. Quisiera saber si existe alguna otra selección sub20 que tenga jugadores fichados en el Barcelona, el Real Madrid, el Juventus y el Atlético Madrid, como tiene la uruguaya. 

Y entre tanto delirio paranoico alguien que pone un comentario diferente que tiene su buena dosis de razón:

Los jugadores no entienden que son profesionales y que todo lo que hagan es público y está sometido al juicio del público y de las autoridades. Si haces ese gesto estúpido en un país asiático, es EVIDENTE que se tomará a mal, sobre todo cuando dejaste afuera a Japón. Que haga esa estupidez en privado y se deje de joder. Se cree que está jugando en el campito?? Después vienen las explicaciones infantiles, como la de Suárez con Evrá, alegando que le dijo “negrito” por cariñoso, ja ja. (eólico)

Es cierto que lo de la FIFA es un sinsentido, pero alguien debería enseñarle a los jugadores que los sinsentidos existen y que hay que tener cuidado, que no pueden andar regalándose, porque los guardianes de la moral pública están ahí acechando dispuestos a ejecutar sus castigos ejemplares. (Y no porque haya una conspiración de la FIFA contra Uruguay precisamente). Por más que el gesto de Valverde es totalmente inocente y sin intención de ofensa no se puede andar pateando un clavo porque sí. Mi matiz con quien escribe el comentario es que en este caso se trata de chiquilines y corresponde al cuerpo técnico o a los dirigentes enseñarles qué cosas no son convenientes hacer. Normalmente frente a este tipo de situaciones – igual que lo que ocurrió con Suárez y su insulto a Evra o la mordida – tendemos a mirar solo una de las partes: la de la injusticia de la sanción (en el caso de Suárez por lo excesiva, en este simplemente por la amenaza), y nos ponemos incondicionalmente del lado del jugador, sin tratar de hacer notar que no hay necesidad de hacer cosas que ofendan a otros en público.  (por más que en sí no sean nada malo).  La prueba que los dirigentes no trabajan estas cosas es que, después de todo el lío que hubo,  en la tanda de penales contra Venezuela Valverde vuelve a hacer un gesto desafiante hacia los coreanos (que parece que estaban a favor de Venezuela como consecuencia de lo de los gestos), tal como se puede ver en el video a continuación.

En ese mismo sentido hay que señalar la actitud de los dirigentes uruguayos ante la    trifulca entre jugadores uruguayos y venezolanos en el hotel, con un piñazo que pegó uno de los nuestros. Por supuesto, como ocurre siempre nuestros dirigentes los malcrían y salen a justificar diciendo que “los venezolanos provocaron”. http://www.futbol.com.uy/contenido/-Venezuela-provoco-y-eso-desato-el-problema-y-la-reaccion–dijo-Aldo-Gioia-345607 . Si algún uruguayo le pegó un piñazo a un venezolano, sin haber sido para defenderse,  lo tienen que sancionar los dirigentes uruguayos – sin fusilarlo, se entiende –  para que vayan aprendiendo como comportarse si pretenden ser profesionales. Pero seguramente primará aquello de “ellos empezaron, son jóvenes y la sangre hierve”. “a los uruguayos no nos gusta que nos mojen la oreja”,  y conformismos por el estilo. Y por supuesto, ésa es la versión de los uruguayos, siempre inocentes. Hay otras versiones que dicen que nuestros muchachos fueron los que empezaron, y a priori no hay por qué creer la nuestra como cierta. http://www.meridiano.com.ve/futbol/vinotinto-sub-20/155908/uruguay-provoco-a-venezuela-en-trifulca.html

Otras tonterías menores

En este mundial se puso en marcha, en forma experimental, el video arbitraje (VAR). Eso ameritó a una cantidad de chistes tontos, pretendidamente graciosos, de algunos de nuestros periodistas diciendo que las jugadas se decidían en el VAR, entre copa y copa, haciendo un elemental y poco imaginativo juego de palabras que repetían a cada rato.  Pero lo más interesante es la oposición que generó el sistema entre los mismos que viven quejándose de que a Uruguay sistemáticamente lo roban los arbitrajes. (en este caso además el VAR nos benefició en dos oportunidades). Hay gente que opina que está en la esencia de la gracia del deporte que los jueces se equivoquen.  Me cuesta entenderlo. Si hay una  tecnología que permite que los fallos sean más justos (siempre y cuando no se abuse parando el juego a cada rato para cobrar faltas intrascendentes) cómo alguien puede estar en contra de ello?. ¿O será que si esto ayuda a que haya menos errores que terminen en injusticias se nos empiecen a terminar los argumentos para victimizarnos? En algún otro post mencioné el lamento del periodista Pasculli de que desde que la televisión filma detalles a los jugadores uruguayos se le terminaron las posibilidades de hacer algunas avivadas, como tirar tierra a los ojos de los goleros o dar una patada cuando nadie ve.

Por último, alguien que explique a los periodistas deportivos de diarios, radios y televisión que no existe el partido por el tercer y cuarto puesto,  sino que lo que existe es un partido únicamente por el tercer puesto. De la misma forma que no existe el partido por el primer y segundo puesto o el repechaje por la clasificación y la eliminación al mundial, repechaje para el cual seguramente clasifiquemos al final de esta eliminatoria.

Posts relacionados

Las eternas víctimas  https://salmonbizarro.wordpress.com/2015/06/14/las-eternas-victimas/

Con el sello del fútbol charrúa (y de la sociedad uruguaya)  https://salmonbizarro.wordpress.com/2015/06/28/con-el-sello-del-ftbol-charra-y-de-la-sociedad-uruguaya/

Con el sello del fútbol charrúa (segunda parte)                                                                   https://salmonbizarro.wordpress.com/2015/11/22/con-el-sello-de-la-garra-charrua-segunda-parte/

Tabárez y el investment grade.                                                                                                 https://salmonbizarro.wordpress.com/2016/06/12/tabrez-y-el-investment-grade/

Mitos y leyendas del proceso del Maestro                                                                               https://salmonbizarro.wordpress.com/2017/04/02/mitos-y-leyendas-del-proceso/

Anuncios

»

  1. Salmón bizarro, brevemente, no estoy con el “proceso” de Tabárez, tampoco sigo a la celeste, pero lamento lo de este mundial sub 20 por los motivos que voy a exponer: Creo que fue la gran chance de lograr el título mundial, fue inédito que Argentina, Brasil, México, España, alguna selección africana (de África subsahariana) digamos que las potencias juveniles no hayan llegado a definir era la gran oportunidad para nuestra selección, habrá otra chance así?. Las finales perdidas de Malasia en 1997, Turquía 2011 y la sub 17 en México, fueron dolorosas, pero eran contra potencias “juveniles”, pero en esta oportuniiad no “había moros en la costa” me explico, Por más que Venezuela juegue bien, si me dicen definen Venezuela, Inglaterra e Italia, en materia juvenil no son potencias y no es el caso de Brasil y algún africano que iban con el caballo del comisario (LA FIFA).

    Me gusta

    Responder
  2. ignostico_misantropo_nihilista_iconoclasta

    realmente la bipolaridad uruguaya en el tema del balonpie es increíble y digna de analizar,por un lado en el tema somos un país pobre y chico sin recursos y lógicamente no podríamos competir a nivel internacional contra “potencias” en el mismo,por otro lado somos “grandes” porque demostramos que le podemos ganar al “mas pintado” en cualquier momento,y luego si ganamos fue porque en ese momento bla,bla, y si perdemos esta todo mal ya que podíamos haber ganado de no ser por bla,bla, que fantástico! acá debe de ser el mejor lugar del mundo donde se vende y cotiza muy bien este humo

    Me gusta

    Responder
  3. No hay caso, hay que estudiar el fenómeno de NZelandia en cuanto al Rugby. Son poco más de 4 millones y dominan ese deporte sin mucho problema. De ahí podremos sacar conslusiones en cuanto a como hacer para que siendo 3 millones, al fin le comencemos a ganar a alguien (salir campeones) sin necesitar traer triunfos de siglos pasados.

    Me gusta

    Responder
  4. El nivel de paranoia conspirativa de las excusas anti Fifa son de risa.

    Me gusta

    Responder
  5. Me quedé sorprendido de que Venezuela le ganara a Uruguay y que llegara a las finales del sub-20.

    ¿Quien lo iba a pensar?

    Prepárense porque hay un nuevo muchacho en la cuadra

    Los venezolanos están interesándose en el fútbol. No siempre fué asi. El futbol lo jugaban los niños ricos de las escuelas privadas dirigidas por curas que en su mayoría eran españoles. El béisbol lo jugábamos todos. Sólo se necesitaba un palo, alguna pelota de goma o de béisbol y ni siquiera guante. Ni se necesitaba mucho espacio. Nuestros buenos jugadores eran buenos en las “ligas Mayores”. Y puesto que en el beisból no hay opiniones sino estadísticas, los Venes dicutían si A era mejor que B, pero al final mandaban los números. Y lo que sobra en Béisbol son números de series estadísticas que ha sido recopiladas por mas de 100 años, algo que no tiene el futbol. Si la efectividad del pitcher A es de .390 y el del pitcher B es de .410, se acabó la discusión, B es mejor que A.

    Me quedé pensando si el tamaño de la población es un factor importante en el desempeño de un equipo nacional. A primera vista parecería que la respuesta es si. Se supone que a mayor población mayor es el pool de jugadores seleccionables, Pero no estoy seguro, porque creo que hay muchas excepciones. Cuba tiene la mitad de nuestra población y nosotros siempre perdemos con Cuba. Y creo que una selección venezolana de béisbol se la pondría difícil a USA a pesar de que éste último país tiene una población 10 veces mayor que la venezolana.
    Solo opiniones, porque como he dicho, de futbol no se casi nada.

    Me gusta

    Responder
    • Estimado Voltaire: justamente lo que usted dice me reafirma en lo que yo escribo en mi post. Si Venezuela siempre fue pobre futbolísticamente y hoy ha llegado a una final sub 20 del mundo es una prueba que trabajando y proponiéndose metas se puede cambiar el estilo de un fútbol. Los conservadores de siempre dicen que hay que jugar con el estilo tradicional, fruto del conservadurismo de nuestra socieedad.

      Me gusta

      Responder
  6. ignostico_misantropo_nihilista_iconoclasta

    Para prueba que la cantidad no hace a la calidad alcanza por ejemplo con Jamaica en pruebas de pista de atletismo,son menos habitantes que Uruguay y en una prueba digamos de 4 x 100 mtr cuando el ultimo uruguayo llega a la meta los 4 de jamaica ya están en su casa viendo alguna peli y descansando

    Me gusta

    Responder
    • Ahí podríamos hablar una especialización en ciertos deportes de la población.
      Me refería a NZ no sólo como broma análoga a la situación de Uy, si no para marcar que NZ si es dominante en su deporte cuando Uy sólo lo es en la mente de algunos, lo fue en otros tiempos quizás…

      Me gusta

      Responder
      • ignostico_misantropo_nihilista_iconoclasta

        en mi humilde opinión es un poco mas complejo(bastante mas diría) el tema,el famoso y vigente “pan y circo” digamos,por ej: preguntemos a un hincha de un equipo en un deporte “x” el que sea en cualquier parte del orbe,que prefiere usted? que su equipo o selección de su país ( tengamos en cuenta que la pregunta no refiere a su persona sino a algo que tomamos como “yo” sin serlo)salga campeón o preferiría ni figurar en el podio pero que en su país no existiera gente pasando necesidades básicas como habitab o alimentos??? yo creo saber en mi país que opción gana y por lejos

        Me gusta

  7. Pablo Crossroads

    Igni, tu último comentario me hizo acordar tanto a aquella frase que expelió nuestro actual Prescindente cuando era Intendente: prefiero darle un vaso de leche a un niño que tapar un pozo en la calle.
    El monumento a la falsa oposición. Creí que nada superaría eso pero Igni, siempre lográs sorprenderme.
    Al post prefiero no referirme. ” Nao adianta” discutir de fútbol, mucho menos en un blog. Aunque sea desde una mirada intelectual o sociológica. Menos ainda. Abrazo

    Me gusta

    Responder
  8. Pablo Crossroads

    No se me ofenda, Don Salmón, pero el fútbol es demasiado importante como para discutirlo en un blog.
    De fútbol se discute en un asado con amigos que termina con todos peleados o entre hinchas de nuestro club, en la tribuna de nuestro estadio ( ahora que todos tienen uno, si se considera como propio el que le prestan Paco y el BROU a una de las principales instituciones ) y que termina con todos a las piñas. Acá para pelearnos tenemos tenemos a Dios o dios, al existencialismo, o a Punck, Cheferton o Di Paulino, o como corno sea que se llamen los gurúes a quien cada uno sigue.

    Me gusta

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: